Tags

, , , , ,

Las novelas son un terreno abonado a la imaginación, y más cuando se desarrollan en la antigüedad. Por eso, ¿te has preguntado alguna vez qué aspecto tendría Cleopatra? ¿Cómo sería realmente su relación con Marco Antonio? Curiosidades que vienen a colación de El ocaso de Alejandría y que José Barroso, su autor, nos desvela a continuación.

Toda novela encierra misterios y curiosidades que únicamente conoce su autor. En este caso, hemos pedido a José Barroso que nos cuente algunas relacionadas con su última novela, El ocaso de Alejandría, y ha rescatado estas para ti. ¡Esperamos que te gusten!

La novela comenzó siendo un relato contemporáneo sobre un arqueólogo que busca la tumba de Cleopatra. Para intentar comprender donde se ocultó, comienza a estudiar la vida de la reina y la trama iría dando saltos en el tiempo entre el siglo I a. n. e. y la actualidad. El autor descartó pronto a su particular Indiana Jones para centrarse en el mundo antiguo.

Cuando Cleopatra visita Roma por primera vez, el autor ya había decidido construir una saga de varias novelas. La batalla de Munda estaba escrita y fue retirada del texto para usarla más adelante. Para sustituirla, pasando rápidamente por esa parte de la trama, se buscó el recurso de la carta que César envía a Cleopatra, donde nombra la batalla fugazmente.

Cleopatra El Ocaso de Alejandría José Barroso

Cleopatra recreada para El ocaso de Alejandría.

 

El personaje de Cleopatra adulta está basado físicamente en la actriz inglesa Thandie Newton (de madre Zimbabuense y padre inglés). El autor buscaba un perfil de mulata, o al menos una mujer muy morena de piel, y la idea surgió viendo “Misión Imposible II”.

Para el personaje de Iras, la amiga y asistente de la protagonista, el autor no se fue tan lejos. Sus rasgos físicos están basados en la pianista gaditana Ifigenia Borrego. A cambio, es una las personas a las que se dedica la novela.

Durante meses, el autor dudó sobre si incluir en la novela el famoso pasaje de la perla disuelta en vinagre debido al poco rigor histórico de la anécdota. Al final, quiso mostrar la ruptura emocional de Cleopatra con Julio César mediante ese pasaje y la destrucción de un objeto que había pertenecido al propio César. A partir de ese momento, Cleopatra no vuelve a acordarse nunca de su antiguo amante y se centra totalmente en Marco Antonio.

Marco Antonio y Cleopatra.

Marco Antonio y Cleopatra.

Los rumores que los romanos difundían para desprestigiarse entre sí forman una parte importante de la historia. Así, se da por bueno el rumor que difunde Octavio Augusto sobre la voracidad sexual de Cleopatra y su afición a las felaciones. Como compensación, el autor también hace uso del rumor que difundió Marco Antonio en Roma, que aseguraba que Octavio practicaba el incesto con su hermana.

El atuendo que lleva Cleopatra en la fiesta del oro en Roma está sacado del videoclip Zombie de The Cramberrys (y que nos perdone Dolores O´Riordan).

Advertisements