Tags

, , , ,

Las novelas son mundos abiertos al lector, mundos que recrean mundos en muchas ocasiones tan parecidos a la realidad que suponen una exacta radiografía de la misma. José Manuel Cenzano ha conseguido este propósito con El indiano, una novela que relata las vicisitudes de una persona que descubrió que viviendo más allá de su tierra necesitaba regresar a ella.

El indiano es mucho más que una novela; es un viaje a una época que no parece tan lejana, en la que los soñadores se atrevían a dejar atrás lo que más querían para labrarse un futuro mejor. En ocasiones, lo hacían con una mano delante y otra detrás y sin más equipaje que las ganas de comerse el mundo. No suena distinto a escenas vividas recientemente, y que aún se siguen viviendo. José Manuel Cenzano ha recopilado muchas de esas imágenes del pasado para dar forma a un relato que golpea el corazón llamado El indiano.

Blog Áltera: Siempre extraño que se siente extraño en tierra extraña, incluso en la propia. ¿Quién es realmente El indiano?

José Manuel Cenzano: El indiano es un ser espoliado por el destino. No se encuentra satisfecho en ningún sitio porque no consigue encontrar estabilidad en el amor ni sosiego en el mundo de los negocios. Como cualquier otro hombre que se ve obligado a huir de su tierra por circunstancias adversas, su deseo es regresar a la localidad que le vio crecer y hacerlo mostrando el orgullo del vencedor, merced a su copiosa fortuna. Su regreso tiene sentido al ir acompañado de lo que la gente entiende como éxito.

B.Á: Tarcisio Barguena escapa de una involuntaria relación con un homicidio, aprende distintos oficios, escala profesional y socialmente y conoce distintos amores hasta regresar a su tierra natal. Y luego allí, el recuerdo de una vida cuyos recuerdos forman parte de las tierras donde vivió. ¿El indiano regresaba para ser feliz, o el que podía regresaba para morir donde nació sin importarle o no su felicidad?

José Manuel Cenzano El Indiano Ediciones Altera

José Manuel Cenzano.

J.M.C: El regreso del indiano acaece empujado por la soledad y el abandono afectivo a que se ve sometido. A su vuelta, se hace acompañar por dos personas leales que, como fieles lebreles, le aportan seguridad y cobijo. No obstante, confiado en su considerable caudal, pretende adquirir algo de afecto femenino y el prestigio y aceptación de la sociedad, pero, sobre todo, sosiego. Desea la tranquilidad y el reposo por encima de todas las cosas.

B.Á: La guerra del Sáhara, la Argentina de Perón, México… Muchas tierras por conocer y vivir y ninguna donde recalar. ¿Qué le impulsa a Tarsicio Barguena a ir de un lado a otro como un barco errante sin puerto?

J.M.C: La vida le va empujando sin cesar. Acontecimientos luctuosos en los que se ve involucrado sin pretenderlo le obligan a trasladarse de un sitio a otro para evitar el implacable peso de la ley ante hechos de los que, resultando protagonista, no se siente responsable, y mucho menos culpable.

El Indiano, José Manuel Cenzano Ediciones AlteraB.Á: ¿De dónde surgió la inspiración para crear el personaje de Tarsicio Barguena y la atmósfera que rodea a El indiano?

J.M.C: Es difícil adivinar de dónde sale la inspiración para recrear un personaje. Hechos aislados, recuerdos de la infancia, vueltas de la imaginación… Todo ello ayuda a ir gradualmente perfilando un personaje de ficción. El hecho de contemplar las preciosas casas pertenecientes a indianos también ha contribuido a fabular en este sentido.

B.Á: Una novela de estas características exige una importante labor de documentación. ¿A qué fuentes recurriste para armar la estructura de la novela?

J.M.C: Mi afán por el conocimiento de la historia me facilita mucho el trabajo de investigación acerca de datos y acontecimientos relevantes. Por otra parte, Internet, así como las enciclopedias y hemerotecas, proporcionan toda la información necesaria para rellenar el relato con el rigor necesario.

B.Á: Quizás muchas personas se sientan identificadas con este personaje. Personas que hayan sido como él o vivido vicisitudes como las suyas. ¿Temes la comparación? ¿Crees que lograrán encontrarse en Tarsicio?

J.M.C: Pienso que lo mejor que lle puede ocurrir al autor de una novela es que muchos de sus lectores se identifiquen con parte de los pensamientos e ideas reflejados en ella. Las pasiones humanas, el sufrimiento, el amor, la frustración… en cierta medida son aspectos comunes a todos los humanos, y si aparecen descritos con precisión, incitan al lector a analizar, comparar y asentir o discrepar, y ahí reside el poder de atracción del argumento y el desarrollo de la novela. Ese es su “enganche”.

B.Á: Y a los que no conocen más que de oídas las peripecias y vidas de los indianos, ¿qué les recomendarías antes de la lectura de esta novela?

J.M.C: En un viaje reciente a Asturias comprobé la importancia de la presencia de los indianos por esa tierra. En definitiva, muchos de esos personajes fueron auténticos aventureros, lo cual ya resulta interesante como tema para el lector. Mi invitación es clara para adentrarse en ese mundo tan parecido al de descubridores, pioneros y colonizadores de tierras lejanas. Creo que es un aspecto que bien vale la pena tratar de conocer.

Advertisements